top of page
  • descubris

Chacra 47: Un Vínculo familiar con la producción sostenible en Neuquén

En la vastedad de Centenario, provincia de Neuquén, se encuentra un oasis de emprendimiento familiar conocido como Chacra 47. Desde sus inicios en 2001, esta tierra ha sido testigo del arduo trabajo dedicado a la producción de peras y manzanas, una labor que se ha expandido recientemente hacia la elaboración de fruta deshidratada, conservas, mermeladas y el cultivo de girgolas para diversas aplicaciones.



El núcleo de esta empresa está compuesto por cuatro miembros, cada uno desempeñando un papel crucial en la dinámica diaria de Chacra 47. Ricardo, el pilar fundamental y padre de la familia, ha liderado desde el comienzo, mientras que Gonzalo, su hijo, se involucra activamente en el cuidado y mantenimiento continuo de la chacra. Sonia aporta su toque especial con la creación de exquisitas conservas a partir de la fruta cultivada en el terreno, y Camila, con su enfoque nutricional, gestiona las redes sociales y las ventas con destreza.



Lo que diferencia a Chacra 47 de otros proyectos no es solo su producción, sino su filosofía arraigada en valores profundos. Este lugar representa un respiro, una conexión con la tierra que los aleja de las rutinas habituales. Aquí, el enfoque no es exclusivamente económico; el amor por la tierra y la defensa de las tierras productivas bajo riego son motores fundamentales. Esta elección consciente marca la diferencia y se traduce en la pasión que emana de cada actividad realizada.


El camino de Chacra 47 ha sido una transformación gradual. Inicialmente, era una porción de terreno irregular que se ha moldeado con el tiempo hasta convertirse en un emprendimiento que desafía los métodos tradicionales de comercialización de frutas. Sin embargo, no ha sido un trayecto exento de desafíos: enfrentan diariamente las inclemencias del clima, desde heladas y vientos hasta los estragos del granizo, así como también problemas de seguridad, lidiando con robos ocasionales.



Estos desafíos, aunque significativos, no han mermado la determinación de la familia detrás de Chacra 47. Su compromiso con la calidad y la excelencia se refleja en los productos que ofrecen semanalmente en la feria del Parque Central de Neuquén, un espacio donde exhiben su fruta fresca durante el verano y una variada selección de productos deshidratados, mermeladas y conservas que son el deleite de los visitantes.


El futuro de Chacra 47 se vislumbra con múltiples facetas. El lanzamiento próximo de una sala para la elaboración de cerveza artesanal bajo el nombre de Majjluf es solo el comienzo. Tienen la visión de convertirlo en un espacio cervecero, un entorno donde la calidad de la bebida se fusiona con un ambiente natural y acogedor.



Además, tienen planes de integrar a la comunidad en su proyecto. Prevén ofrecer visitas guiadas para fomentar el agroturismo local, organizar ferias de productores y llevar a cabo talleres que enseñen la elaboración de salsas y mermeladas, promoviendo así hábitos alimenticios saludables y el consumo de productos caseros, en un intento por reducir la dependencia de alimentos ultraprocesados.


Chacra 47 no es únicamente un lugar de producción agrícola, es un estilo de vida arraigado en la pasión por la tierra y el compromiso con la alimentación sana. Más allá de cultivar frutas, este emprendimiento es una invitación a reconectar con lo natural, a valorar lo hecho en casa y a nutrir el cuerpo y el alma con lo mejor de la tierra neuquina.


Instagram: chacra.47


Redacción: Abril Casanova

93 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page