top of page
  • descubris

El gin de los lagos andinos: La historia de Gin Lawen

Federico Alcalde, un amante de los sabores y un buscador de la perfección en cada botella que destila. Su historia es la de un emprendedor que encontró su camino en el mundo de la destilación, y su gin se ha convertido en un tesoro local en el pintoresco pueblo de Villa La Angostura.



La historia de Federico comienza en Castelar, Provincia de Buenos Aires, en diciembre de 2004. Fue allí cuando este apasionado por la cerveza, en ese entonces, decidió aventurarse en el mundo de la fabricación de este producto de manera artesanal. Sin embargo, su viaje hacia la destilación estaba a la vuelta de la esquina, aunque en aquel momento ni él mismo lo sabia.


En el año 2011, mientras estudiaba gastronomía, Fede empezó a explorar nuevas fronteras gustativas. La idea de destilar gin y maltas comenzó a tomar forma en su mente, pero quedó en pausa mientras continuaba su camino como cervecero casero, compartiendo su pasión con amigos y conocidos.




Pero la historia dio un giro 360 para él. Poco antes de que la pandemia cambiara nuestras vidas en 2020, Federico decidió retomar su interés en la destilación. Se embarcó en la tarea de construir su propio alambique, utilizando algunas partes compradas y otras que había acumulado en su tiempo como cervecero.


Con dedicación y paciencia por sobre todas las cosas, Federico empezó a dar forma a una receta de gin que capturara la esencia de su amor por la destilación. Experimentó con una variedad de ingredientes, ajustando cuidadosamente las proporciones hasta que logró crear un gin que le hizo sentir que finalmente había encontrado su vocación.


La decisión de llevar su creación al mercado no fue tomada a la ligera. Fede quería compartir su gin con el mundo, pero eligió comenzar de manera modesta, vendiendo su producto solo a amigos y conocidos. Este primer paso fue el inicio de una travesía que lo llevaría a un lugar muy especial.




En 2021, Federico hizo un cambio de vida trascendental al mudarse a Villa La Angostura. Esta pequeña joya de la Patagonia Argentina es conocida por su belleza natural y su ambiente tranquilo. En esta tierra de lagos y montañas, Federico encontró el escenario perfecto para continuar su aventura como destilador.


En la Cervecería Epulafquen de Villa La Angostura, Federico comenzó a destilar su gin de manera oficial. Sin embargo, había un detalle importante: a diferencia de la cerveza Epulafquen, el gin tenía habilitación municipal solamente, lo que significaba que solo se podía vender dentro de Villa La Angostura. Pero esta limitación no detuvo a Federico en su misión de compartir su creación con el mundo.


Con orgullo, Fede se convirtió en el creador de Gin Lawen, el primer gin de Villa La Angostura , un logro que se suma a la distinguida tradición de Epulafquen como la primera cerveza artesanal de la zona. El gin de Federico quedó marcado en el pueblo, como un símbolo de la innovación y la pasión que pueden florecer en los lugares más inesperados.




La distribución de su gin se ha expandido poco a poco en Villa La Angostura. Puede encontrarse en lugares emblemáticos como Dos Tiempos, una vinería destacada en la avenida Arrayanes, Market Noir y el Patio Cervecero de Epulafquen. Los visitantes de este pueblo tan turístico han llevado consigo este elixir en sus vacaciones, y los comentarios y elogios han llegado desde todos los rincones.


Lo que hace especial al Gin Lawen no son solo sus ingredientes cuidadosamente seleccionados, sino también su versatilidad en cuanto a maridaje. Entre los toppings que mejor complementan este gin, se encuentra la naranja, que realza los aromas y sabores del cardamomo, el coriandro y el jengibre, así como la propia naranja que forma parte de la mezcla original. El resultado es un trago cítrico y refrescante que promete transportarte a los hermosos y deseados paisajes de la Patagonia.




Pero las opciones no terminan ahí. La pimienta rosa y la pimienta de Jamaica son otras opciones sorprendentes que potencian el especiado de la nuez moscada y la canela, creando un trago completamente distinto sin perder la nota cítrica y añadiendo una complejidad intrigante. Cada sorbo es una experiencia única que refleja la pasión y el cuidado con los que Federico destila su gin.


Detrás de Gin Lawen, está la historia de un hombre que siguió su corazón y encontró su propósito en la destilación, creando un gin que ha cautivado los corazones de quienes tienen el privilegio de probarlo en los majestuosos paisajes de Villa La Angostura.



Instagram: lawen.vla


Redacción: Abril Casanova

77 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo
bottom of page