• descubritudestino

Gado Cerámica: Artesanías con diseños originales y personalizados

Actualizado: 26 oct

El emprendimiento neuquino se destaca por la creación de colores, estilos, formas y texturas únicas en sus productos. Con la fabricación propia de la impresora 3D de arcilla, la dueña aseguró “Fue bastante determinante para el emprendimiento. Son marcas personales que uno quiere tener. Es el sello que te diferencia de cualquier otro ceramista o de un taller". Su enfoque está en asentar las líneas de producción con sus diseños.

Romina Luchetta está a cargo de la manufactura del emprendimiento. Vivió en Buenos Aires hasta los 27 años y se mudó a Neuquén hace 25. Es diseñadora gráfica y fotógrafa. Desde hace 5 años su vida cambió. Hoy en día se dedica a la confección de arcilla. Por su parte, su marido Oliver es programador y juntos fabricaron las maquinarias y herramientas de trabajo.

En 2017, la diseñadora empezó a interesarse por el mundo de la cerámica. Adquirió conocimientos y técnicas en un taller y en 2019 comenzó a vender sus productos a familiares y amigos. Es así como el emprendimiento daba sus primeros pasos sin tener aún un nombre definido.


Empecé a vender todo lo que hacía por mi cuenta sin ir más al taller. Todo lo que seguí aprendiendo fue a partir de la experimentación, de la información que voy buscando y de la autogestión del conocimiento.” Comentó Romina.

Gado Cerámica es bautizado formalmente en 2020. Con una sonrisa, su dueña comentó “Me costó un montón el nombre”. En la búsqueda de una palabra que la identificara y que tuviera significado para ella, pensó en las dos últimas silabas del apellido su madre “Delgado” el cual quedaría finalmente como “Gado”. Asimismo, el logo que acompaña el nombre también tiene un significado y un valor muy importante para ella.


Es un pez con alas. En una segunda lectura tiene que ver con lo que a mí me gusta, de cosas que se combinan. Por ahí viene también las cerámicas: el agua, el aire, la tierra. Es algo que me representa mucho. Me da la sensación que es algo que no hay un solo medio para sobrevivir. Entonces, el pez es de agua y yo hago que vuele y ande por el cielo” concluyó la emprendedora.

Romina y Oliver optaron por construir sus propias maquinarias y herramientas de trabajo tales como el torno alfarero, el horno, el cortante, los moldes, etc. Además, realizaron una impresora 3D de arcilla para el armado de piezas cerámicas. Poco a poco fueron armando su propio taller en casa. “Nos entusiasmamos con el tema de hacer nuestras propias herramientas. En eso es donde mi marido me ha ayudado muchísimo. Estamos los dos siempre pensando. Yo necesito un cortante o un molde y lo hacemos” aseguró la diseñadora.


La emprendedora realiza productos utilitarios y decorativos. El primero abarca todo lo que es vajilla tales como platos, tazas, cuencos, porta saquitos, saleros, fruteras, mates. El segundo comprende floreros, macetas, botones, etc. Hace poco tiempo lanzaron las líneas de producción. Lograron definir el conjunto de piezas y diseños preestablecidos que conformaría esa línea.

Quiero ir más por el lado de las líneas de producción que son diseños propios, que me gustan. Surgieron a partir de un proceso y que también los cuento un poco. A la gente le gusta saber de dónde salen las ideas. Todo tiene un fundamento y me gusta que la gente lo conozca. No es algo improvisado”. Manifestó Romina.


Las tazas, las macetas y los mates hechos con la impresora 3D son algunos de los productos que más compran los clientes. Estos son personalizados de acuerdo al tamaño, color y diseño dentro de su línea de producción.


Gado Cerámica fabrican más de 100 piezas pequeñas por mes y tarda entre 10 y 12 días desde la etapa del torno hasta el horneado final. Tuvieron ventas en distintas ciudades: Neuquén, Cipolletti, Plottier, El Chañar, Roca y hasta Buenos Aires. Su labor llegó a tal punto que tuvieron pedidos de otros emprendimientos.

Nos han pedido tazas para una cafetería. Querían que tuvieran que ver con la ambientación del lugar. Entonces el diseño de las tazas chicas, tazones o tazones para chocolate le ponemos el logo de la cafetería. Otra chica nos ha pedido unos cuencos para poner velas de soja. También hicimos vasitos con la marca de ella” agregó la dueña.


La ventaja al fabricar sus propias maquinarias es que pudieron personalizarlas. Una de ellas es la impresora 3D de arcilla. Se trata básicamente de una impresora de plástico adaptada para trabajar con arcilla. De este modo, se establece previamente el diseño de la pieza a través de un programa 3D y luego se pasa en una tarjeta SD a la impresora. Como resultado, la maquina trabaja de manera autónoma. En su perfil de Instagram enseña cómo es su funcionamiento.

Las piezas en la impresión 3D pueden ser pequeñas o grandes. Empezaron realizando mates con texturas y formas que con moldes de yeso no se puede conseguir. “Fue bastante determinante para el emprendimiento. Son marcas personales que uno quiere tener. Es el sello que te diferencia de cualquier otro ceramista o de un taller". Destacó Romina.


Los dueños de Gado también elaboraron el horno, el cual admitieron que fue el mayor desafío que enfrentaron. La cerámica, la porcelana y los gresos requieren de esta maquinaria especial para su horneado y vitrofusión. En efecto, la temperatura debe alcanzar entre los 1000°C y 1200°C. “Fue difícil porque se utilizan ladrillos especiales que soportan esas temperaturas. Además, los hornos son eléctricos. Tenés que armar las resistencias de tal forma que te den el calor necesario para llegar a esa temperatura y controlar que suba gradualmente. Se hace a través de unas computadoras que se llaman arduinos y son componentes electrónicos” aclaró la diseñadora. Asimismo, crearon el horno con una división entremedio para evitar el desperdicio de electricidad.

En el futuro, Romina Luchetta comentó su deseo con respecto al emprendimiento: “La idea es un posicionamiento de marca. Que sea reconocida por una cuestión de calidad y diseño. Me gustaría trabajar con cafeterías, y otros emprendimientos. Que Gado cerámica sea algo que acompañe el emprendimiento y lo jerarquiza a partir de una pieza cerámica. También que sea un producto que la gente elige para tener en su casa porque es lindo y es su favorito”.


A su vez, tiene planeado dictar clases de cerámica una vez que acondicione y organice su taller. “Quiero hacer algo bastante personalizado. No dar clases multitudinarias. Una o dos personas máximo por una cuestión del contacto y que si necesitan algo yo estoy solamente para vos” expresó.


Para contactarse con Gado Cerámica pueden hacerlo a través de su

Instagram: @gadoceramica

Facebook: Gado Cerámica

WhatsApp 2995089761 donde podrán ver el catálogo de sus productos.


Redacción: Agustina Figueroa

157 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo