• descubritudestino

Laboratorio de Cookies: el arte plasmado en galletitas

No sólo se trata de un producto comestible, sino también de una destreza artística. La emprendedora retrata de manera fiel los dibujos animados o personajes de películas. En un futuro, sueña con la idea de brindar cursos.

Detrás del emprendimiento está Fabiana López. Tiene 44 años y es de Neuquén Capital. Hace 7 años comenzó en el mundo de las galletitas con magníficos diseños en glasé. Sus clientes más fieles son los niños. Hoy en día, su nivel de demanda es tal que hasta le reservan pedidos con un año de antelación.


Empecé en el 2015 a hacer mis primeras galletitas para los cumpleaños de los niños. Las vi creo que en Buenos Aires cuando fui de vacaciones y me animé a hacerlas. Después listo, me encantó. Fueron descubriéndome desde el colegio de los chicos y en los cumpleaños. Fue el boca a boca” comentó Fabiana.

Sin dudas, destaca que los más pequeños son sus principales clientes. “Me persiguen todos los chicos, me conocen por las cookies. A veces voy caminando y de la otra cuadra escucho ‘lleva galletitas a mi cumpleaños. Les encanta. Vienen a casa y ellos sueñan con que acá me sobra una Cookie para darle”.


Desde aquel año hasta la actualidad, la emprendedora elabora galletitas casi todos los días. Incluso lleva su máquina secadora cuando se va a vacacionar.


Laboratorio de Cookies trabaja bajo pedido y el cliente puede encargar la temática que desee. Las galletitas son diseñadas con glasé en distintos colores. Para hacer esta cobertura, la cocinera utiliza la albumina, es decir, huevo pasteurizado en polvo.

El proceso de elaboración empieza por el diseño en sí. La emprendedora verifica si tiene el cortante necesario para la pieza o, en caso de no tenerlo, recurre a una plantilla. Luego, recorta la masa elaborada previamente, por lo menos un día antes, y va al horno. Finalmente, la decoración es lo que le lleva más tiempo y varía según la cantidad de colores que contenga la galleta. Cada vez que agrega un color tiene que ir a la secadora y luego continua con el siguiente tono. En total, suele tardar aproximadamente entre uno o dos días en terminar el pedido.


El emprendimiento no sólo trata de la elaboración de galletitas, sino que conlleva un lado artístico. Cada pieza representa fielmente el dibujo animado o el personaje encargado por el cliente. En este sentido, Fabiana manifestó “Ya traía la habilidad de dibujar, de chiquita siempre me gustó. Tenía un punto ganado porque entiendo que el que no sabe dibujar le cuesta un montón hacerlas. Se necesita tener la mano de dibujante, pero bueno, entiendo que también son los años de hacerlo. Llega un momento que ni vos sabes cómo lo hiciste. Hay veces que me piden cosas re locas que nunca en mi vida se me hubiera ocurrido hacer y no me achico. Hasta ahora nunca le dije que ‘no’ a nadie por el dibujo”.

Además, agregó que su siguiente paso es hacer caras humanas. “Lo que tengo en mente, que todavía no lo he aplicado y lo quiero hacer, son los rostros. Las hacen mucho en España o en Nueva York y acá nadie hace. Ese sería mi desafío más grande. Hay veces que ni en papel te sale. Terminas haciendo una caricatura más que un calco de tu foto. Siempre la parte de pintar más que nada es un desafío porque mis cookies son todas hechas con glasé. No son pintadas como un cuadro”.


Las temáticas que aborda en sus productos son variadas y a gusto de cada cliente. Desde Frozen, Harry Potter, Pokemón, Cars, todas las princesas de Disney o los superhéroes de Marvel, entre muchos otros.

Sus productos tienen mucha demanda y crece aún más en fechas especiales. “Siempre hay una temática. Aparte de los cumpleaños está el día de la madre, la comunión. Cuando llega Navidad no tengo lugar. Casi no alcanzo a hacer galletitas de Navidad, que es lo que debería hacer, pero no puedo porque me reservan el lugar a veces de un año para el otro. Es como una locura” comentó la cocinera. A su vez, trabaja junto a otras pasteleras quienes utilizan sus galletitas como topper para la decoración de tortas o cupcakes. En un mes habitual, suele tener pedidos en total de unas 20 docenas.


Uno de sus mayores pedidos fue para el aniversario de una empresa. Le encargaron unas 400 galletitas para souvenirs y para la mesa dulce. Tardó aproximadamente una semana en terminarlas.

Con respecto a sus planes a futuro, la emprendedora comentó “Me proyecto enseñando. Hay mucha gente que me dice ‘¿Cuándo me vas a dar un curso?’, ‘¿Me podrías dar una clase?’, ‘Yo quiero hacer’. Hay muchas pasteleras acá en Neuquén que les encantaría ofrecer con sus tortas o sus cupcakes con estas galletitas. Estaba ya para largar los cursos y me agarró la pandemia”. En este sentido, aclara tener todos los elementos necesarios y el lugar para llevarlo a cabo. Sin embargo, aún es una tarea pendiente debido a que tiene poca disponibilidad horaria.


Para contactarse con Laboratorio de Cookies, pueden hacerlo a través de Instagram o WhatsApp.

Instagram: laboratorio_de_cookies

WhatsApp: +54 9 299 419 8380


Redacción: Agustina Figueroa

115 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo